Log in

8 tips para inversores arriesgados

  • Published in Empresas

invertir1Antes de invertir, es importante saber qué perfil de inversor tenemos y cuál es la tolerancia al riesgo que podemos soportar.

Un error muy común que cometen los inversores amateurs es creer que están dispuestos a convivir con movimientos bruscos de su patrimonio para darse cuenta luego de que no pueden dormir por las noches, sufren un aumento de ansiedad que los lleva a conductas autodestructivas y hasta depresiones producto de la pérdida parcial o total de lo invertido.

A continuación, 8 tips para aquellos inversores que les gusta viajar "con el viento en la cara".


1 . Sepa si cae dentro de la definición de "inversor arriesgado"

En los reportes de inversión que elaboran los especialistas, se suele diferenciar entre recomendaciones de carteras o portfolios conservadores, medios y agresivos (o arriesgados).

Pero...¿cómo saber si el mote de "inversor arriesgado" es el que mejor lo describe en cuanto a su comportamiento financiero?

Un inversor arriesgado es aquel que posee una baja aversión al riesgo. Utiliza sistemas de inversiones mayoritariamente en renta variable (acciones). Su horizonte de inversión suele ser generalmente el corto plazo, o en el caso de inversiones a largo plazo busca acciones de mercados emergentes o de empresas al borde de la quiebra.

Es característica la alta rotación de valores de su cartera, ya que es de tomar ganancias o asumir pérdidas con marcada rapidez.

Este tipo de inversor está dispuesto a asumir riesgos altos para conseguir rentabilidades mayores al 50% anual.

La ponderación de sus carteras está en torno a 75%-85% renta variable.

2. Tener en cuenta las necesidades de liquidez

Es importante tener en cuenta que pueden surgir necesidades no programadas por lo cual contar con liquidez inmediata o de corto plazo puede volverse clave para la supervivencia en el mercado.

Muchas veces, en el afán de que no se escape "el último tren", el inversor arriesgado no toma en cuenta las necesidades financieras que puede llegar a tener más adelante, o bien comete el error de pensar que podrá tomar ganancias y salir rápido de una inversión que luego puede complicarse y prolongarse en el tiempo.

3. Jugar a la bajainvertir 2

Los expertos de la bolsa saben que no sólo se gana dinero cuando el precio de las acciones sube: cuando los mercados caen, muchos inversores agresivos ganan fortunas especulando en esa dirección.

La operatoria de short selling o "venta en descubierta" permite alquilar acciones y venderlas a otro inversor, esperando que el precio de las mismas se deprecie y poder recomprarlas luego de un tiempo a valores inferiores a los vendidos oportunamente.

Este tipo de inversión es sólo para un perfil arriesgado, ya que, mientras que en una operación de compra tradicional el riesgo de pérdida es limitado (por el monto invertido) y la potencial ganancia ilimitada, cuando se realiza una venta en descubierto la pérdida es ilimitada y la potencial ganancia limitada (porque el precio de un activo financiero no puede ser negativo).

Esto hace que se pueda perder más de lo que se tiene en la cuenta del agente de bolsa, como contrapartida a ganancias rápidas que se pueden producir cuando las bolsas caen en picada como lo hicieron en el año 2008.

4. Dominar la ansiedad

Se puede decir que uno de los peores enemigos del inversor arriesgado es la ansiedad. El deseo de obtener altas rentabilidades mezclado con la velocidad con la cual suceden las cosas hoy en día en los mercados, puede llevar a este tipo de perfil a tomar decisiones equivocadas que suelen ser muy costosas.

Para dominar la ansiedad, los mejores consejos pasan por realizar actividades como meditación. Antes de tomar una decisión de inversión, lo mejor es siempre tomarse un tiempo para analizarla desde varios ángulos distintos y, en caso de creerlo necesario, buscar otras opiniones que permitan un análisis concienzudo de los pro y contra de la misma.

5. Crear carteras tridimensionales vía cauciones

La caución bursátil es una simple operación en donde otro inversor (a través del agente de bolsa) nos presta dinero a cambio de que dejemos de garantía acciones o bonos que tenemos en cartera. El destino de ese dinero es libre, con lo cual los inversores más agresivos suelen usar esa disponibilidad para comprar más acciones, caucionar las mismas nuevamente para acceder a más dinero, y luego volver a repetir la operatoria de compra y garantía.

Esto es lo que se conoce como apalancamiento (leverage, en inglés), y permite a los inversores poco adversos al riesgo armar carteras en donde la ponderación excede largamente el capital inicial.

El riesgo está en que si el mercado se mueve en su contra, las pérdidas además de ser muy rápidas también pueden ser superiores al monto disponible en la cuenta del agente de bolsa.

6. Utilizar las opciones financieras y otros derivados

Los derivados son aquellos cuyo precio depende del valor de otro activo. El jugo de naranja es un derivado de la naranja, ya que su precio dependerá del valor en el mercado del cítrico.

Las opciones son instrumentos que derivan directamente de las acciones. Se caracterizan por tener fecha de vencimiento, precio de ejercicio y una prima, que representará su valor en el mercado.

La variación de precio de las mismas es muy fuerte y más aún cuando se acerca el vencimiento, y rentabilidades diarias del más del 100% son posibles con este tipo de instrumentos.

7. Buscar países o sectores bajo stress financieroinversionesgrecia

Cada vez con mayor frecuencia, las crisis y la explosión de las burbujas financieras azotan a la economía global. Frente a esto, un inversor arriesgado suele hacer una diferencia importante: a río revuelto, ganancia de pescadores.

Propiedades, terrenos, bonos y acciones en Argentina del año 2002; acciones de bancos americanos y propiedades en EEUU a partir del 2009 son algunos de los ejemplos en los cuales los inversores más corajudos duplicaron varias veces su capital.

En estos momentos, seguramente los radares apuntan al mercado de Grecia, en donde el precio de las acciones de las empresas más importantes se encuentran en caída libre.

Detectar los países y/o sectores "castigados" por el mercado y entrar en el momento justo es una virtud de esta raza de inversores.

8. Inversiones en la economía real: startups

Pero no solo invierten en acciones, opciones y otros derivados financieros: los inversores arriesgados también suelen invertir en la economía real.

Una compañía startup o start-up es un negocio con una historia de funcionamiento limitada, pero con grandes posibilidades de crecimiento.

Las startup por lo general comienzan como una idea de negocio creativa, y el paso inmediato es agregar diferenciación a dicha idea a través de la innovación, para finalmente emprender el negocio.

Los inversores agresivos suelen invertir en esta etapa inicial de la empresa aun asumiendo que las estadísticas le juegan en contra: solamente 1 de cada 9 startups triunfan. Eso sí, al triunfar hacen varias veces millonarios a sus primeros inversores.


Conclusión

Sin dudas, en la Argentina los inversores corren con una ventaja firme en este campo: devaluaciones violentas, corralito, corralón, tablita, patacones y demás contingencias de nuestra historia reciente nos han obligado a vivir asumiendo un riesgo mayor al que muchos hubiesen estado dispuestos en caso de poder elegir.

Según lo visto, el inversor arriesgado es solamente aquel que posee un alto grado de control emocional y no deja que las volatilidades (subas y bajas violentas del valor de su inversión) lo desanime en sus búsqueda de rentabilidades de dos o a hasta tres dígitos.

Hemos visto en esta nota aspectos a tener en cuenta no sólo desde lo práctico de los instrumentos o estrategias favorables a este perfil sino también desde el factor emocional, que juega quizá un rol similar o incluso superior a la parte puramente cuantitativa..

Fuente: Por Nicolás Litvinoff, para LaNacion.com.ar

Argentina

BUENOS AIRES
Argentina
Tel/Fax: (54 11) 5368 2230
arg@managementjournal.net

Chile

STGO DE CHILE
Chile
Tel/Fax:
(56 2) 570 8479
chi@managementjournal.net

Colombia

BOGOTÁ
Colombia
Tel/ Fax: (57 1) 381 9318
col@managementjournal.net

United States

NEW YORK
United States
Pho/Fax:
(1 917) 677 2079
usa@managementjournal.net

Mexico

MÉXICO D.F.
México
Tel/Fax:
(52 55) 4628 2612
mx@managementjournal.net

España

MADRID
España
Tel/Fax: (34 91) 123 159
es@managementjournal.net