Logo

¿Qué tipo de jefe tienes?

En las empresas actuales hay diversos perfiles de jefes. Foto:trabajando.pe

Nunca un jefe será igual a otro. Cada vez que cambias de jefatura, o cambias de trabajo, te encuentras con un liderazgo distinto, claro, no existen dos personas iguales. Sin embargo, existen ciertos parámetros o características que permiten clasificarlos.

¿Cómo se enfrentan ante un escenario de crisis? ¿Cómo fomentan el talento de sus colaboradores? Son varias las preguntas que comienzan a evidenciar el tipo de liderazgo de quien está a la cabeza de una organización. Roberto Debayle, coach profesional, expuso en el Up Talent Forum México los distintos tipos de liderazgo:

Coercitivo: Ideal para situaciones de crisis o para lidiar con empleados difíciles. Gusta de mantener un ritmo de trabajo estable y se preocupa más de los resultados. La contraparte es que este tipo de liderazgo puede afectar el clima laboral y la capacidad de innovación.

Autoritario: Emerge en épocas de cambio en la organización. “Hazlo a mi manera” suele decir el jefe que gusta de este tipo de liderazgo unidireccional. Fija las directrices sin consultar al grupo, concentra el poder y la toma de decisiones.

Afiliativo: Gusta de levantar la moral del equipo cuando está abatido. Busca que las relaciones entre el personal sean positivas. Favorece la comunicación, flexibilidad e innovación.

Democrático: Busca acelerar la ejecución en la toma de decisiones y sirve sólo cuando hay empleados de alto rendimiento, desempeño y potencial. Este tipo de liderazgo aumenta la satisfacción en el trabajo, pues los colaboradores sienten que controlan su destino, lo que los motiva a trabajar.

Visionarios: Ve oportunidades donde otras personas no lo hacen. Son carismáticos, aunque su éxito obedece a que logren unir o superar las amenazas que caen sobre la organización.

Entrenador: Desarrolla habilidades del talento. Se centra en la integración. Busca cumplir con la misión y desarrollar las habilidades necesarias para la misma.

En paralelo a la clasificación expuesta por Debayle, Patrick McWard, asesor de la Asociación Americana de Management, agregó otros cuatro tipos de jefe:

Influenciador: Son aquellos que hacen las cosas rápido y están orientados a la gente, aunque debe fijarse metas realistas, ya que piensa que pueden hacer más de lo posible.

El dominante: Muy competitivo. “No vamos a tomarnos un cafecito, no va a haber lluvia de ideas, simplemente lo vamos a hacer” suelen repetirse de forma agresiva.

Estables: Son predecibles, pacientes y constantes. Gustan de escuchar y orientar a la gente, pero no les gusta intervenir en conflictos. El líder estable siempre se expresará utilizando la palabra “nosotros.”

Conscientes: Analíticos, sistemáticos, diplomáticos y necesitan tiempo para pensar. Siempre estará preguntando por qué estamos involucrados en determinado proyecto.

Fuente:Educamericas

© Management Journal. All rights reserved